lunes, 9 de julio de 2018

“Hay un grupo muy predispuesto al trabajo, que no resigna la intensidad diaria y sobre todo, tiene ganas de conseguir nuevos objetivos”


Por @Gonza_Rossi
Lo dice Serafín Rubino, Preparador Físico del plantel superior del Villa San Carlos. Además, nos cuenta cómo le fue en Everton y en la Selección Paraolímpico y su llegada al conjunto de Berisso, entre otros temas.
  El flamante PF de Villa San Carlos, Serafín Rubino, se hizo un tiempo dialogar con este medio.
  -¿Cómo surgió ser Preparador Físico?
Siempre fui un amante del fútbol, ya de mi etapa como jugador amateur, cuando estaba en Interior de la Provincia, en Las Flores, de donde soy. Con el correr del tiempo, me fui dando cuenta que me gustaba mucho entrenar y que de elegir esta carrera en la Universidad, era para dedicarme pura y exclusivamente al fútbol. Gracias a mi familia, que pudo apostar a un estudio universitario es que hoy me formé en la UNLP y desempeño este rol.
-¿Qué clase de Profe sos?
No me considero un Preparador Físico que tenga una línea exclusiva, en cuanto a las diversas líneas de entrenamientos que surgen en la actualidad del fútbol. Me gusta mucho que el gran componente de los estímulos, sea a partir de la presencia de la pelota, sin olvidar las bases de la preparación física, como es el desarrollo de la fuerza y la capacidad aérobica. Si me gusta tener un dialogo permanente con el jugador, y ser lo más abierto posible día a día.
-¿Cómo llegaste a Everton?
A Everton tuve la suerte de llegar en el año 2012, gracias a Fabián Fracassi, papa de un alumno que tuvo en la escuela del fútbol de Martin Palermo. Ahí, conocí a Walter Minnella y en su coordinación como profe, pude desempeñarme primero en la Novena División y posteriormente, del 2013 al 2016, en el plantel superior decano. Considero que mi gran residencia en formación y desarrollo fue en el club, al cual le estoy eternamente agradecido por brindarme eso espacio durante tanto tiempo y entender que amateurmente, también se pueden conseguir grandes logros deportivos.
  Además, Serafín estuvo en la Selección Nacional Paraolímpico. “Mi paso por la Selección Argentina de Fútbol PC, destaco en cuanto a lo emocional, lo hermoso que se siente poder representar a tu país en una competencia internacional. Realmente, darme cuenta cómo vivimos esta profesión a diferencia de otros países y la pasión que existe. En cuanto a la experiencia deportiva, fue un año lleno de desafíos. Existen otros tiempos de preparación, que genera que se trabaje más tranquilo. Me ayudo mucho a entender el desarrollo de las capacidades de otro de punto de vista, al cual veía el cuerpo como rendimiento y en ese sentido, siento que me hizo más completo como Profe”, señaló.
  Sobre su llegada a la Villa, Rubino sostuvo: “Mi llegada a San Carlos se da a través de Mauro Raverta, que en una reunión con Walter Minnella, ex PF del Celeste, le habló de mi. Es ahí que gracias a la confianza que el depositó en mi, y con la aceptación de Mauro y Miguel (Restelli), como cabeza de grupo, es que hoy tengo el privilegio de trabajar en el club”.
-¿Con que plantel te encontraste? 
Si bien el plantel en este momento se está terminando de armar, uno en estas dos semanas tuvo la suerte de ver a los referentes y entender porque consiguieron cosas importantes en el club. Hay un grupo muy predispuesto al trabajo, que no resigna la intensidad diaria y sobre todo, tiene ganas de conseguir nuevos objetivos como ya lo hicieron anteriormente.

  Por último, cerró diciendo: “Siempre que se inicia una pretemporada, en mi caso, siempre se sueña con poder cumplir los objetivos y dar pelea. A corto plazo, te digo que la expectativa es poder culminar este proceso de preparación con el mayor ritmo y volumen de juego posible, para poder dar inicio a un torneo tan competitivo, como es la Primera C, de la mejor forma. Ojalá con el correr del tiempo, podamos soñar y vernos en la situación que todo Cuerpo Técnico sueña”.
 Ph: El Observador. Twitter.

No hay comentarios:

Publicar un comentario